Por infracción a ley de control de armas y explosivos, Carabineros de la Primera Comisaría de Valdivia detuvo a una mujer que vendió fuegos artificiales a menor, quien resultó con lesiones graves producto de la detonación de uno.

El hecho  fue denunciado a las 23:15 horas de ayer y ocurrió en la calle Chuquicamata de la población Norte Grande de Valdivia.

En el lugar personal del Cuadrante 2 se entrevistó con el padre del menor lesionado, quien declaró que producto de la manipulación de un petardo, su hijo de 9 años habría sufrido una fractura de un dedo y quemadura en su mano izquierda.

El adulto en forma voluntario entregó al personal policial 2 bengalas y 6 petardos,  señalando un domicilio colindante donde el menor  habría adquirido los  fuegos de artificio, lugar donde fue detenida una mujer de 50 años.

Para su análisis, los dispositivos incautados fueron derivados al Labocar Valdivia.

Junto con lamentar este hecho, el  Comisario de Valdivia, Mayor Pedro Rocha Jara llamó a denunciar  el uso y  comercialización de estos artefactos, cuya manipulación está prohibida por su peligrosidad .

Por editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *