Tras constatar, a la altura del puente de ingreso a Reumén, una descarga de aguas servidas no tratadas al río Collilelfu, proveniente de la Planta de Tratamiento de la comuna de Paillaco, la Autoridad Sanitaria dio inicio a un sumario sanitario en contra de la Municipalidad de Paillaco.

“Hay una denuncia que ingresó a nuestra Seremi de Salud, producto de aguas que se estaban vertiendo de la planta de Paillaco. Nosotros procedimos a constatar los hechos e iniciar el sumario sanitario correspondiente. Este proceso, tiene sus tiempos para determinar la magnitud del problema, el origen del mal funcionamiento de la planta o la incapacidad para poder cumplir con todos los parámetros que se exigen.

El procedimiento jurídico, se encuentra en etapa del análisis técnico con el fin de determinar la magnitud del problema y las mejoras que deberá realizar el sistema de tratamiento de las aguas.

Dr. Ramírez recordó que sobre todo hoy, en época de sequía, el agua es un recurso valioso y escaso y agregó “La verdad es que estamos viviendo una situación extrema de carencia hídrica en el país. Es un problema grave, y las disposiciones del Ministerio de Salud apuntan a que hagamos un uso racional del agua. La buena utilización del agua, pasa por replantear los sistemas de tratamiento, purificación y reutilización de las aguas tratadas para algunos fines prácticos, como el regadío, por ejemplo.”

La idea es evitar el daño ambiental en ríos y mares, de ahí que las normas sanitarias establecen que las aguas residuales deben ser tratadas y depuradas de forma adecuada, antes de ser arrojados a cualquier curso de agua, finalizó el profesional sanitario.

 

Por editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *